IMG_3317
Carretera y manta
30/08/2017
EI Paraguas de Asturias
El paraguas de Asturias
13/09/2017
Show all
La vuelta al chigre

La vuelta al chigreLos pueblos siguen su curso.

-Bueno, como sabéis, ya fai tres días que volví de vacaciones…
-Ya te tocaba, Jamín.
-¡Sí, ho!
-Echamoste de menos.
-Selo yo.
-¿Pero pa qué nos juntaste aquí a toos, ho?
-Porque veovos rajar a mis espaldas, tais a lo zorro cuchicheando…-¿Quién, ho?
-Nesti pueblu conocémonos toos y ya me tenéis talosgüevos.
-Meca. ¿Por?
-Esti curso, nun pensaba facer declaraciones pero como veo mucho zamarro dando la lengua y espiculando…
-¿Qué dices, Jaminín?
-Sois vosotros los que tais diciendo: “Jamín volvió hinchaón”, “echó barriguca”, “Ta inmensu”, “paez qu’ensanchó”, “púsose como’l quico…”
-¡Calla, ho!
-Tuve un mes fuera, en Cangas do Morrazo.
-¡Ya te vimos nel feisbu!
-Y sí, tengo que reconocelo.
-¿Engordaste, ho?
-Fiesta, juerga, tumbona, siesta…
-¿Engordaste o no?
-…Pereza, el pulpo, la gula, qué sé yo.
-Engordaste, ¿eh? Andar comiendo fuera casa ye lo que tien.
-Como sé que táis preocupaos y que nel pueblu nun se habla de otra cosa…
-¡Vaya ho!
-Quiero dirigime a tolos nutricionistas de chigre y a los expertos en endocrinología que paran nel bancu los jubilaos.
-¿Pero engordaste o no?
-¡Que sí, cojona! ¡¡¡Engordé!!! ¿Vale? ¡¡¡Engordé!!!
-¿Véis? Ya m’abultaba a mí…
-Namás velu… Decíavoslo yo…
-¡Datos! ¿Queréis datos? ¡¡¡9 kilos, 600 gramos!!!
-Puf. A buenes hores… Eso ya me lo filtró a mí la del estanco.
-Voi dejavos unes fotocopies pa que pongáis en la pescadería.
-Lo que nun se pué ye andar picando entre horas, Jaminín. Paez mentira pa ti.
-Y fícevos una gráfica pa mangala nel palu de les esqueles.
-¿Y el colesterol? Porque yo ya oí por ahí que lu tienes poles nubes.
-Eso mandovoslo por guasap. Y lo de los triglicéridos, igual.
-¡Dí que sí, Jamín!
-Pa que’l pueblu siga su curso y rajéis, pero con propiedá.
-Rigurosu yes, cabrón.
-Y que sepáis que yo tamién vos eché de menos.
-Normal.
-Dicen que pueblu pequeñu, infierno grande.
-Pijaes…
-Pero ye d’agradecer que vos desviváis por mi mismo y mi metabolismo.
-Qué menos, entre vecinos…
-¡Engordé, sí! ¡¡¡Engordé!!! ¡¡¡Engordé!!! ¡Hala, faltosos, que vos den!

Comentarios

comentarios